Posts etiquetados ‘dolor’

Originalmente publicado en: Blog de Salto al reverso

2447266051_e711ae4e61_o

«Pavo real», por Ignacio Sanz (CC BY-ND 2.0)

El animal encerrado pierde la noción del tiempo.

Frustrado, con el cuerpo en alerta y la mente afligida,

da vueltas en su jaula sin saber qué hacer.

 

El animal encerrado se irrita, pierde la noción del amor.

Confundido, con las lágrimas trabadas en sus ojos,

da vueltas en su jaula sin saber qué hacer.

 

El animal encerrado llora, pierde la noción de la libertad.

Despierta presa del insomnio y, cansado,

da vueltas en su jaula sin saber qué hacer.

 

El animal encerrado no quiere morir, solo quiere descansar.

Presa del delirio del encierro se autolesiona y, anestesiado,

da vueltas en su jaula sin saber qué hacer.

 

El animal encerrado, añorando, ve la luz de afuera.

Desea, por un instante, ya no dar más vueltas en la jaula.

El animal encerrado fantasea con poder correr rápido hacia ella,

poder correr sobre la luz y consumirse….

…en miles de brillantes

…e irreconocibles…

pedazos

…de sí mismo

.

.

.

Pero sigue opaco, reconocible, entero.

Sigue encerrado, el pobre animal muerto.

Un cadáver con apariencia de estar vivo.


Copyright © Todos los derechos reservados

Copyrighted.com Registered & Protected JHKB-UOMM-U5D5-AEM5

 

Réquiem

Publicado: 16/09/2017 en Poesía
Etiquetas:, , , , , , , ,

15820039_1567062523320643_318962900_n

A Serenella Rivera

Que bueno que nunca me pediste

que no llorara tu partida.

Eso me da la licencia que me permito ahora.

 
 

Quiero contarte que las ondas no eran

de las que esperábamos,

no eran de las que viajan en el tiempo.

 

Quiero contarte que seguí tu consejo.

Que le compré un gran espejo

para que se reconociera completa.
 

 

Completa

Como tú…

Antes de irte…
 
 

Completa como una lágrima.

¿O acaso existen fracciones de lágrimas?

Cada pedazo de lágrima es una lágrima completa.

 

Cada fragmento tuyo, eras tú.

Gracias por regalarme aquel pedazo de ti,

esa certeza de que las plantas revegetan.

 

Quiero contarte que estoy vivo.

Que ya no soy un ave con las alas rotas.

Que ya no soy una planta.

  

Quiero contarte que volví a ser humano.

Quiero contarte que gané, que ganamos.

Quiero contarte que teníamos razón.

 
 

Después de la muerte hay esperanza.

Porque aunque te me moriste

eso fue lo que me dejaste.

  

Porque yo, contra todo pronóstico

y para tu alegría,

sigo vivo: por mi, por ella.

 

En un ritual quemé tu foto,

y lancé tus cenizas al mar.

Necesitaba hacerte un funeral.


Copyright © Todos los derechos reservados

Copyrighted.com Registered & Protected JHKB-UOMM-U5D5-AEM5